5 de julio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz II (Birkenau) (4)

"En la sombra advertí una presencia. Se arrastraba en el barro, ante mí. Se dio la vuelta y apareció el blanco de unos ojos enormes, dilatados. Callamos: desde lejos nos llegaba el eco amortiguado de las explosiones. De los dos, sólo yo sabía que eran los disparos de la artillería alemana que se retiraba. Pensé en un espectro, dudé si yo estaba herido, incluso muerto. No estaba soñando, estaba ante un muerto viviente. Detrás de él, detrás de la niebla oscura, intuí decenas de otros fantasmas. Huesos móviles, unidos por una piel seca y envejecida. El aire era irrespirable, una mezcla de carne quemada y excrementos. Nos cogió de sorpresa el miedo a contagiarnos, la tentación de escapar. No sabía dónde me encontraba. Un compañero me dijo que estábamos en Auschwitz. Avanzamos sin decir una palabra". (La noche que liberé Auschwitz - Yakov Vincenko)






4 de julio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz II (Birkenau) (3)

“En días lluviosos, el suelo apisonado de la barraca se convertía en un pantano como consecuencia de la carencia de drenaje. Las cabañas estaban originalmente preparadas para 500 personas. La orden del director de construcción Dejaco que disponía agregar un tercer nivel de literas hizo aumentar la capacidad a 800-1.000 prisioneros por barracón. A menudo, en cada litera estaban echadas de diez a doce personas en lugar de cuatro...”






3 de julio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz II (Birkenau) (2)

Miembros de las SS abrían los vagones de los trenes que llegaban y de los mismos descendía una muchedumbre de judíos. La selección de los que consideraban útiles no duraba más de media hora. Una columna con el resto dejaba el andén «... una escalera les conduce a un subterráneo... un letrero informa en alemán, francés, griego y húngaro, de que allí se encuentran las duchas y el cuarto de desinfección. La información contribuye a tranquilizar... Allí encuentran una gran sala, bien iluminada y pintada... los miembros de las SS dan una orden: "¡Desnúdense!... disponen de 10 minutos"... después todo el mundo está desnudo... al fondo... entran a otra gran sala, también bien iluminada... en el centro hay grandes pilares cuadrados... con canalones de latón con perforaciones... Se escucha una nueva orden: "¡Sonderkommando y SS, salgan de las duchas!"... una vez encerrados desde arriba derramaban unas piedrecillas que caían por los canalones perforados liberando gas ZyKlon-B que invadía la sala. En cinco minutos mataban a unas 3000 personas» (Miklós Nyiszli)






29 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz II (Birkenau)

Hasta aquí llegaban, hacinados en vagones, miles de seres humanos. Los que no habían muerto durante el viaje, eran clasificados de acuerdo a su edad, sexo y estado de salud. Unos, conducidos a las insalubres barracas, sufrirían trabajos forzados hasta que su cuerpo aguantara. El resto eran ejecutados en ese mismo momento. Miles cada día. La mayor parte ancianos y niños. Más de un millón durante los 3 años que estuvo en funcionamiento...
Eso es lo que significaba atravesar esta puerta de entrada.






16 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz I (5)

Meses, semanas, días o incluso horas... cada uno duraba lo que podía en este infierno. Esta máquina de muerte, perfectamente engrasada, se encargó de documentar gran parte de sus atrocidades. Así podemos conocer las caras de las víctimas, mirar a los ojos de los que ya no están y prometerles que haremos todo lo posible para que nunca nadie tenga que volver a pasar por lo mismo.





12 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz I (4)

Todo te advierte de que no eres libre. Parece evidente que la única manera de salir de aquí era muerto. Y eso es exactamente lo que les sucedió a más de 70.000 personas, en los poco más de cuatro años que estuvo en funcionamiento el complejo Auschwitz I






11 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz I (3)

La expresión inglesa "to be in his shoes" (literalmente "estar en sus zapatos"), significa ponerse en el lugar de otra persona, estar en su situación.
Ahora, mirando las montañas de zapatos apilados, puedo imaginar la historia de cada una de las personas que los calzaban.
Veo zapatos de caballero, botitas de niño, elegantes sandalias... puedo ver con claridad a los seres humanos que los usaron... y se parecen enormemente a gente como tu y como yo.




10 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz I (2)

Hasta 20.000 personas compartían hacinados estos barracones al mismo tiempo.
Los trabajos forzados, la desnutrición y la falta de higiene, hacían que la mayoría de prisioneros aquí encerrados, muriera a los pocos meses de su llegada al campo.






9 de junio de 2018

Auschwitz - Complejo Auschwitz I

Lo que voy a mostrar en estas fotografías, nunca debería haber existido.
Más de un millón de seres humanos murieron en este lugar, a manos de otros seres humanos.
Espero poder transmitir algo del horror, la desesperación y el sufrimiento que empapa todo el complejo, con el fin de que luchemos activamente para que jamás vuelva a suceder.
 "Para que triunfe el mal, basta con que los hombres de bien no hagan nada" (Edmund Burke)





7 de mayo de 2018

Quejigo de la Casa de la Vega

Largas ramas de ancianos troncos. Caminos de madera formados a base de tiempo.  Ríos de savia de este ser, vivo y viejo.